MISS GILDED EDITORIAL

5 GESTOS PARA LA IGUALDAD DE GÉNERO EN TU BODA

Vivimos en lo que llaman la cuarta ola del feminismo. Los tiempos han cambiado, están cambiando y muchas mujeres (y hombres) siguen luchando para que cambien. Pero, sin embargo, todavía arrastramos algunos estereotipos, actitudes y actos que se impusieron en otra época. Esto también ocurre en las bodas, por eso te proponemos cinco pequeños actos para que en tu boda mujeres y hombres sí disfruten de la igualdad.

La pedida de mano

Lo hemos visto desde pequeñas, tanto en nuestro círculo más cercano de familiares y amigos, como en las películas de Hollywood: el hombre se declara a la mujer. ¿Por qué no cambiar esto? ¡Ahora es el momento! Si tienes claro que quieres casarte con el amor de tu vida, sea hombre o mujer, no dudes en dar el primer paso y pedirle matrimonio. Si te da un poco de corte o apuro, o simplemente ves innecesaria de la típica declaración romántica en la que uno se arrodilla delante del otro, solo tienes que sentarte y hablarlo.

Las despedidas de soltero o soltera

Puede que las despedida de soltero sean uno de los actos, relacionados con las bodas, que más aversión crean entre las parejas millennial. Y es que, hoy en día, para esas parejas es impensable que los casados no salgan o disfruten con sus amigos o amigas después de la boda, y por eso no ven necesario despedir la soltería por todo lo alto. No obstante, nosotras creemos que cualquier excusa es buena para juntarte con tus amigas, ¿no crees? Pero nada de planes anticuados o que resulten incómodos a los novios, os proponemos una escapada de fin de semana o juntaros todos, hombres y mujeres, para celebrar que dentro de poco seréis mujer y marido.

El look de la novia

Hemos heredado la tradición de que en las bodas las novias vistan de blanco. Un color que, antiguamente, representaba la pureza y la virginidad. Sin embargo, hoy en día, la novia puede ir como ella quiera y se sienta más cómoda. Así, pueden elegir otro color para el vestido o incluso ir en traje. Disfrutan de una multitud de opciones para que durante uno de los días más bonitos de su vida se sientan ellas mismas.

La entrada a la ceremonia

Si hay un momento de “micromachismo” en las bodas es cuando el padre entrega a su hija a su futuro marido. Según la tradición, de esta forma la mujer deja de formar parte del núcleo familiar (y económico) de su familia, para crear uno nuevo con ese hombre. Es un momento de gran emoción, estamos habituados a verlo y lo tenemos interiorizado, pero no responde a la situación actual. Ahora, la mayoría de parejas viven juntas y forman una familia antes de casarse. Muchas novias deciden hacer ese camino hacia el altar por ver la cara de felicidad de su padre mientras la acompañan hacia la persona que ama, pero ¿por qué no entráis juntos a la ceremonia sin la necesidad de que el novio esté esperando ni la novia sea “entregada”? Si te hace ilusión que tu look sea una sorpresa y hacer esa entrada, también puedes decidir hacerla sola, te sentirás, sin duda, empoderada.

Lanzar el ramo de novia

El momento en el que la novia lanza su ramo siempre se ha reservado exclusivamente a las mujeres, ya que solo ellas tenían que ir a ver si con suerte lo cogían y dejaban de estar solteras (algo que en otra época era mal visto en las mujeres). Actualmente, os proponemos que también intervengan los chicos en ese momento o que se lo entreguéis a una persona especial como detalle lleno de cariño.

Imágenes: Unsplash, Instagram.

Comparte este artículo en...
Email this to someone
email
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Facebook
Facebook

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, haga clic en el enlace para más información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies